Etapas y recomendaciones para los interesados en participar de un ensayo clínico sobre vacunas para COVID-19

Publicado hace 1 año por Un ensayo para mí

Tiempo estimado de lectura 3 min

1. ¿Cómo tomar la decisión?

Tener en mente la inquietud de participar o no participar en un ensayo clínico para combatir el coronavirus es el comienzo, indica que hay una necesidad de colaborar con la salud pública y también una necesidad personal de tener una solución. Para tomar la decisión, es importante tener claro cuáles son los derechos del voluntario como también sus responsabilidades, es buena idea indagar sobre la experiencia de otras personas y buscar el apoyo de alguien de confianza como un familiar.

2. ¿Cómo conozco mis derechos?

Participar de un ensayo clínico es un derecho, como también conocer los riesgos que esto conlleva, por eso antes de participar todas las personas reciben y firman el Consentimiento Informado, este documento es un requisito establecido por las entidades gubernamentales a nivel global y regional, de esta manera se garantiza el derecho del voluntario de conocer la información detallada del estudio. Además, la regulación estipula que la explicación verbal sobre el proceso de la investigación es obligatoria para el voluntario. Debe tener pleno conocimiento sobre los riesgos y beneficios de participar. Por último, todas las inquietudes que surjan deben ser resueltas en forma clara por el equipo médico.

3. ¿Cuáles son las particularidades más relevantes que debo saber?

El voluntario debe saber que puede retirarse del estudio cuando lo desee.
No existen estímulos económicos para participar, sin embargo todo gasto como viáticos y transporte deben ser retribuidos,
No todas las personas pueden sumarse a un ensayo clínico, hay criterios de inclusión y de exclusión que determinan su ingreso y solo el médico investigador podrá definir en una consulta quién puede ingresar.
Aunque se va a participar en una investigación para dar frente al coronavirus, se deben mantener las medidas de prevención sanitarias ya conocidas.
Participar de un ensayo de vacunas no garantiza que uno esté inmunizado, ya que en estos estudios la mitad de los voluntarios recibirán placebo.

4. ¿Qué sucede una vez que ingreso al estudio?

Una vez el voluntario cumplió con todos los criterios de inclusión del estudio y firmó el Consentimiento Informado, se puede decir que ya pasó la etapa más difícil, ya decidió participar analizando los riesgos versus los beneficios, la decisión está tomada y entra inmediatamente a ser atendido por el equipo de profesionales de la salud para hacer su primer chequeo, el voluntario seguirá siendo monitoreado de forma integral desde el inicio hasta el final de la investigación, buscando siempre su seguridad, recibiendo el cuidado médico permanentemente, y es ahí cuando todos los participantes se tranquilizan y se sienten seguros, inclusive la mayoría de las personas que fueron voluntarias de un ensayo clínico quieren volver a participar en uno nuevo.

5. Tomarlo con responsabilidad

Si bien es un derecho del voluntario participar, estar informado y recibir la atención médica óptima en salud, es su responsabilidad cumplir con las recomendaciones de su médico investigador y asistir con puntualidad a las consultas programadas, esto es un deber no solo consigo mismo, sino con los médicos investigadores y la sociedad en general, ya que los datos de cada voluntario se reflejan en los resultados finales del estudio, es decir la vacuna ó droga que será aplicada a todo el mundo.

Te podría interesar: ”Ser parte de un ensayo clínico es una experiencia única”.

Si te interesa ser voluntario en un estudio de vacunas escribenos a info@unensayoparami.org con el asunto: “Quiero ser voluntario” y un asistente de nuestra comunidad te brindará toda la información necesaria o puedes hablar con nuestro asistente virtual!

¡La investigación en salud depende de todos nosotros!